domingo, 22 de abril de 2012



Emmanuel entre tangos y Gardel

La Pasión del Tango.
Emmanuel P. González Espinal.-


Me contaba en fecha reciente mi prima hermana, la Dra. Fedora Espinal, quien reside y ejerce la medicina psiquiátrica desde hace más de 20 años en la República Oriental del Uruguay, que desde hace ya varios años se venía celebrando en la capital de ese país, Montevideo y otras ciudades de la misma región, “ La Cumbre del Tango “.


Allí el país sureño, como atracción turística y de manera especial Montevideo, me contaba Fedora, durante varios años y en forma ininterrumpida hizo sentir a escala planetaria un renacer de la música rioplatense, al participar numerosas delegaciones y cultores del tango de Europa, Asia y América.


Me decía mi pariente, que el país anfitrión organizó durante  estos últimos años en espacios cerrados:  foros, charlas y conferencias sobre la historia, el desarrollo y la evolución del tango en el mundo. Además hubo exposiciones pictóricas, de afiches y muestras cinematográficas alusivas al hecho, amenizadas todas ellas con la bella música sureña. En uno de esos festivales Japón conmovió con su conjunto “Astrorico”, nombre que encierra un homenaje a tres maestros argentinos del tango: Astor Piazola, Anibel Troilo y Leopoldo Federico. Pero lo verdaderamente impresionante, continúa Fedora, fueron los espectáculos en sus escenarios naturales, al aire libre, donde el genuino pueblo representado por hombres y mujeres de todas las edades y clases sociales, se dieron las manos y tomaron las calles  de las ciudades anfitrionas confundiéndose con los bailarines, payadores y demás invitados que con sus variadas interpretaciones hicieron del tango la verdadera música universal.


Asimismo la tierra del Jazz y del Rock fue atrapada por la magia del tango. Nueva York y otras ciudades norteamericanas se contagiaron por esa pasión y frenesí que transmite la música gardeliana. También la industria cinematográfica, de videos y disqueras  le sacaron partido a este renacer, la primera con las películas “Evita” protagonizada por Madonna y “Eva Perón” del cineasta argentino Juan Carlos Desanzo. La industria de videos y disqueras también se aprovechó de ese desbordante interés. 


La primera lanzó al mercado videos de tangos  interpretados nada más y nada menos que por Julio Iglesias, Paloma San Basilio junto con Plácido Domingo y para mi, el mejor de todos ellos, la grabación en video de Danny Rivera con su excelente trabajo titulado “ El Día Que Me Quieras “. La industria disquera se lució con el CD de Simón Díaz cantando música del Río de la Plata, además con otros CD como 100% tango, Homenaje a Gardel con vocalistas de la calidad de Esnaldo Avila,Horacio Duggan,Agustín Irusta,Danilo Rivero y otros. Salieron de nuevo a la luz los viejos discos ahora como CD  y que llevaron a la  cúspide de la gloria a Carlos Gardel, Hugo del Carril, Libertad Lamarque y de manera especial  a  nuestro inolvidable ídolo y mejor amigo, el ya fallecido Alfredo Sadel.


Aquí en Barquisimeto se sumó Lesbia Espinoza con su CD “Cristal y tango y el finado y virtuoso de la guitarra el Maestro Rodrigo Riera, volviendo a sus mozos años cuando era un gran  “cantaor” de esa música austral  con su última grabación discográfica:  “ ecosss de fiestas… “  Los Maestros larenses y además caroreños Rodrigo Riera y Alirio Díaz junto al hispano Andrés Segovia fueron considerados como los tres más grandes guitarristas del mundo. ¡ Una guaraá… !


Podemos concluir este modesto trabajo, diciendo que la génesis y evolución del tango, especialmente desde que apareció en los bajos fondos argentinos, en los suburbios y lupanares porteños, para luego recorrer los elegantes salones de la aristocracia hasta que una noche de 1.917, la voz lunfardada de un joven inmigrante de nombre Carlos Gardel, en el Teatro Esmeralda de Buenos Aires, interpretando “ Mi Noche Triste “, logró junto con el tango pasar a la eternidad.






No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada