jueves, 27 de enero de 2011

14 de Septiembre, “Día de Barquisimeto”


Fue ese vil metal, el oro, y ese deseo de obtener riqueza fácil por parte de los conquistadores españoles lo que sirvió de señuelo para atraer al osado capitán Juan de Villegas a la aurífera región de Buría e hizo factible la fundación de Nueva Segovia, posiblemente en la segunda quincena del mes de mayo de1.552. El 29 de abril de ese mismo año, Don Juan de Villegas le escribe al Rey de España desde la Ciudad Madre “El Tocuyo”, que en los próximos diez días partiría a fundar  la “Nueva ciudad de Segovia y a descubrir muy ricas minas de  oro o lo que parece…“

     Hay evidencia que nos dice que el 17 de junio ya existía Nueva Segovia. Por esta y otras razones, el historiador y cronista de Barquisimeto Don Ramón Querales es partidario de trasladar el día de nuestra ciudad, el 14 de Septiembre, fecha que data de los primeros repartimientos y encomiendas y tomado por  nuestra municipalidad como “ Día de Barquisimeto “, para el 28 de Mayo, natalicio de nuestro Héroe Epónimo General Jacinto Lara, pues además  de ser esta última fecha más coincidente con la fundación de Barquisimeto, le permitiría a las autoridades competentes eliminar  un día de asueto.

     A posteriori,  la novísima ciudad tuvo más de cuatro asentamientos y modifica su nombre por el de  “ Nueva Segovia de Barquisimeto “; sus pobladores abandonan la economía minera por la agricultura animal y la agricultura vegetal y con el correr de los años fortalece su desarrollo y su estructura como ciudad.


     Para comienzos del siglo XIX, Barquisimeto tenía seis calles anchas  y rectas, empedradas y con aceras de lajas en sentido oeste-este (W-E) y en la dirección norte-sur sus calles eran las siguientes: la Calle Comercio (actual Av. 20), la Calle Real (hoy Carrera 19), la de los Isleños, la del Puente, la Paz y finalmente la calle Obispo Villarroel  (hoy carrera 15 entre calles 25 y 26). En esta última hoy en día está ubicada una de las más grandes instituciones culturales de Venezuela y de mi más grata recordación, el “Museo de Barquisimeto”, lugar en el cual se dio el encuentro armado donde perdió la vida el legendario y discutible Tirano Aguirre, opinión esta señalada por  la tradición y reforzada a su vez por la del insigne investigador de nuestra historia ya fallecido, el Hermano Nectario María.


     Dentro de los espacios del Museo de Barquisimeto funcionaba desde la década de los años 90 y hasta comienzos del nuevo siglo “La Peña del Barquisimeto de ayer”, la cual se nutría con la presencia de distinguidos invitados conocedores   de los valederos personajes de la región, de las tradiciones y costumbres del Barquisimeto de ayer y, en general, sabedores  de todo lo que encierra la cotidianidad de esta ciudad crepuscular.


      Cabe destacar que, en el mes de diciembre de 1.994 y para cerrar con broche de oro nuestras tertulias, tuvimos como invitado especial al ya finado intelectual larense Don Salvador Garmendia, quien en esa oportunidad nos habló sobre los “Espantos y Aparecidos”. Durante esa inolvidable   y maravillosa disertación que  se desplazaba entre lo serio y lo jocoso como él sabía hacerlo, Salvador nos ratificó el sitio señalado por el historiador Nectario María como el lugar en el cual  mataron al Tirano Aguirre, es decir, el sitio en donde funciona actualmente el Museo de Barquisimeto expresando además que el fantasma del Tirano Aguirre deambulaba siempre en las lóbregas noches por los pasillos del museo, palabras estas que erizaron la piel a muchos de los contertulios y, de manera especial, a los vigilantes quienes a partir de ese día y por un tiempo se negaron a cumplir las guardias nocturnas.


     El poeta, historiador y actual cronista de Barquisimeto rechaza la anterior versión. El encuentro armado en  donde perdió  la vida el Tirano Aguirre, dice Don Ramón Querales, fue en la confluencia de los ríos Turbio y Claro.


Prof. Emmanuel P. González Espinal

emplugones@hotmail.com



1 comentario:

  1. muy interesante y ameno su articulo y me recordo que asisti a esa excelente tertulia que protagonizo Garmendia que me mostro un poco de personajes que no conoci por mi edad.

    saludos

    ResponderEliminar